jueves, 18 de abril de 2013

Remedios caseros para eliminar el vello


Limón, bicarbonato y vinagre: Mezclamos el zumo de medio limón con una o dos cucharadas de bicarbonato y un par de gotas de vinagre -el que uses para cocinar-. Removemos hasta formar una pasta y nos lo aplicamos en la zona donde tengamos el vello que queramos eliminar.

Un remedio lento pero seguro para acabar con el vello. Aplicar de cuatro a cinco veces por semana durante al menos mes para empezar a ver resultados.

Tomate y bicarbonato: Licuamos el zumo de tres tomates con dos cucharadas de bicarbonato y nos lo aplicamos en la zona donde tengamos vello. Usar de tres a cuatro veces por semana.

Infusión de menta: Diversos estudios afirman que consumir de dos a cuatro tazas de menta al día ayuda a reducir los niveles de testosterona en el cuerpo, la hormona que provoca la aparición del vello en la mujer.


0 comentarios :

Publicar un comentario